Alegría y emotividad caracterizaron la jornada de misericordia en Cumaná

Cumaná, también conocida como la primogénita de América, fue testigo la tarde de ayer 03 de agosto de una lluvia de bendiciones debido a la presencia de los peregrinos del IV Encuentro Nacional de Jóvenes (Enajó) 2018.

El mensaje principal de la tarde se centró en ofrecer a la juventud los diferentes servicios de la Iglesia, como parte fundamental para la construcción de la civilización del amor en toda Venezuela.

La celebración eucarística estuvo amenizada por bailes típicos, leyendas, relatos y mimos, quienes demostraron los diferentes carísimas de la iglesia que peregrina en la Arquidiócesis de Cumaná.

Los jóvenes iniciaron la jornada con una formación en torno a las obras de misericordia, con las cuales se muestran el verdadero rostro de Jesús; asimismo, se realizaron ollas solidarias, visitas a los hospitales y ancianatos.

La gran fiesta arquidiocesana de la alegría, se llevó a cabo en el sector El Monumento con bailoterapia y cantos mientras se esperaba la cruz peregrina de la juventud, la cual arribó en lancha y fue recibida por los jóvenes encargados de las diferentes  zonas pastorales.

De igual forma los asistentes disfrutaron de un video donde se narra la historia de los anteriores Enajó.

Monseñor Diego Padrón ofreció las palabras de bienvenida, en las que aseguró “la juventud está viva en Venezuela y es la juventud del Papa, la juventud del ENAJÓ que anuncia las maravillas como María, con alegría, fraternidad y cordialidad; Dios está  en medio de nosotros, bienvenidos”.

La jornada culminó con una caminata de aproximadamente 5Km por diferentes calles de la capital sucrense para dar paso a la adoración del Santísimo Sacramento en la iglesia Santa Inés.

 

 

Compartir en: